Ventajas de los radiadores eléctricos

ventajas-radiadores-electricos

Los radiadores eléctricos Ferroli te ofrecen grandes ventajas, ¿las conoces?

Estos radiadores están especialmente indicados para viviendas ubicadas en zonas donde las temperaturas son más cálidas, o en zonas frías como apoyo puntual a otro sistema de generación.

En estos casos, las necesidades de calefacción son menores lo que permite que sea una opción rentable.

Los radiadores eléctricos Verona ofrecen un elegante y sencillo diseño que se adapta a cualquier decoración y espacio.

Hay 2 versiones disponibles en 5 medidas diferentes: la versión sencilla Verona D, con display digital, y la versión programable Verona DP.

Ambas ofrecen grandes ventajas:

  • Gran capacidad térmica y ahorro energético.

Esto es posible gracias al calentamiento por fluido caloportador que aporta rapidez y uniformidad, así como a su sistema de control PID que estabiliza la temperatura ambiente y ajusta el consumo.

Permiten, por tanto, reducir el gasto sin perder confort.

Al ahorro también contribuye la función ventanas abiertas que desconecta el radiador automáticamente cuando detecta una bajada brusca de temperatura.

  • Humidificador

Para un mayor confort, disponen de un humidificador que garantiza el grado de humedad necesario.

  • Mando a distancia (opcional)

Para lograr la máxima comodidad en el uso diario también tienes la posibilidad de controlarlos mediante mando a distancia.

  • Teclado táctil y panel LCD con retroiluminación evanescente

Su teclado de gran sensibilidad y su indicación del calentamiento por el juego de la intensidad de su retroalimentación, mejoran enormemente la experiencia de manejo del usuario.

  • Montaje e instalación rápido y sencillo

Su instalación no requiere obras, basta con atornillarlos a la pared y enchufarlos.

Los radiadores Verona incluyen todos los accesorios necesarios para facilitar su montaje e instalación.

Además, la versión Verona DP ofrece la posibilidad de programar su funcionamiento según las necesidades del usuario:

  • El modo confort establece una temperatura óptima de funcionamiento durante el día, normalmente 21º C.
  • El modo economía reduce la temperatura del modo confort a 18º C para mantener una temperatura adecuada durante la noche o en periodos de ausencia cortos.
  • El modo antihielo impide la congelación de tuberías manteniendo la temperatura ambiente a 7º C.
  • El modo programación permite ajustar el funcionamiento del radiador a las rutinas diarias del usuario.
  • El modo ausencia/forzado permite al usuario apagar el radiador o forzar la temperatura manualmente (durante horas o días).

Este modo es ideal tanto si el usuario está ausente por vacaciones o viaje como si va a llegar a casa antes de lo normal o, simplemente, quiere aumentar la temperatura programada en la próxima hora.

Una vez transcurrido el tiempo establecido, el radiador vuelve automáticamente al modo anterior (normalmente programación).

Como ves, los radiadores eléctricos Verona te ofrecen un mundo de ventajas.

¡Prepárate para disfrutar del máximo ahorro y confort!

Esta entrada fue publicada en Ahorro, Consejos, Radiadores y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *